Noticias

El error de una EPS que tiene endeudado a un paciente con leucemia

  • por Adminstrador
  • Febrero 15 de 2017
  • Vistado: 794
  • Comentarios: 0
Tomado de El Espectador
 
 

Brayan Castillo es tratado en la Fundación Cardioinfantil por una leucemia. Sin embargo, al parecer una confusión administrativa en Famisanar está haciendo que la EPS no asuma los costos de su tratamiento y, cada día que pasa, se le sumen cinco millones a una deuda que difícilmente podrá pagar.

Astrid Fandiño ha vivido, posiblemente, las más difíciles semanas de su vida. Un limbo administrativo, que aún no alcanza a descifrar, tiene a su hijo Brayan Steven Castillo Fandiño sin una EPS que se haga cargo de una leucemia que le fue descubierta el pasado mes de enero.

Castillo, de 21 años, se encuentra desde el 18 de enero recibiendo tratamiento para combatir la enfermedad que lo aqueja, pero el hecho de que ninguna EPS asuma el costo de los tratamientos por la leucemia hace que cada día se vayan sumando cinco millones de pesos a una deuda que Astrid difícilmente podrá pagar.

Según cuenta esta madre, que trabaja como empleada doméstica, su hijo quedó sin trabajo y su esposa pidió que lo afiliaran como beneficiario a la Nueva EPS el 1° de noviembre de 2016. El pasado seis de enero presentó los primeros síntomas de la enfermedad que hoy sufre y fue llevado al hospital Tunjuelito, en donde fue atendido, según cuenta la madre, como paciente de esa EPS.

Luego, fue trasladado a la clínica San Rafael. Ahí también ingresó como afiliado de la Nueva EPS. Sin embargo, al empeorar su situación de salud fue necesario que a Brayan lo trasladaran a la Fundación Cardioinfantil.

"El jueves pasado me llamaron y me dijeron que aparece como inactivo en la Nueva EPS, que posiblemente la esposa se había quedado sin trabajo o no habían hecho los aportes", cuenta Astrid. Sin embargo, tras algunas verificaciones, su hijo resultó afiliado a Famisanar.

En esta última EPS le informaron a Astrid que Brayan registró aportes desde el 1° de octubre de 2016 hasta el 1° de febrero de 2017 de $9.200, pero que adeuda los meses de enero y febrero. Ante esta situación, su madre se ofreció a pagar los dos meses, una opción que parece no ser posible debido a que el joven estaba afiliado a través de su empresa y no como trabajador independiente y que hasta tanto la Unión Temporal Cantón Sur, empresa en la que trabajaba, no reporte la novedad no se podrá autorizar su traslado a otra EPS.

De hecho, voceros de la Nueva EPS confirmaron que se había solicitado el traslado de Castillo Fandiño hacia esa EPS, pero la solicitud fue rechazada, por lo que dudan de que el paciente haya entrado a las IPS como paciente suyo. Igualmente, en documentos aportados por la familia del joven se puede leer que la causal de la no autorización de traslado a otra EPS es "usuario con tratamiento en curso (hospitalizado)".

De acuerdo con Registro Único de Afiliado del Sistema Integral de Información de la Protección Social, Castillo Fandiño se encuentra afiliado a la EPS Famisanar desde el 1° de julio de 2014.

Es decir, todo parece indicar que la empresa para la que Brayan Steven trabajaba no había reportado a Famisanar la terminación del contrato laboral. Por tal motivo, continuaría afiliado a esta EPS, pero sin pagar los aportes al sistema y no ha podido ser trasladado a una nueva que asuma el costo de su tratamiento.

Sobre este casi, voceros de Famisanar confirmaron que, luego de hacer la verificación, confirmaron que el paciente se encuentra afiliado a esa EPS y que se harán cargo de su tratamiento. Por su parte, la madre señaló que la Fundación Cardioinfantil le ha hecho varias solicitudes a la EPS que hoy se encuentran preaprobadas y que al acercarse Famisanar para intentar pagar los aportes de su hijo, le señalan que no aparece afiliado al sistema y que para afiliarse como independiente, debe dirigirse él personalmente.

En una solicitud respondida a El Espectador, Famisanar señala que el 21 de noviembre de 2016 el empleador de Castillo Fandiño radicó la afiliación de este, sin embargo, "en su momento dicha empresa no realizó los aportes correspondientes a los periodos de diciembre de 2016 y enero de 2017, ni reportó la novedad de retiro respectiva".

Explica Famisanar que la solicitud de traslado de la Nueva EPS fue negada "toda vez que para diciembre de 2016 y enero de 2017 el señor Castillo se encontraba en calidad de cotizante activo y la solicitud por parte de la Nueva EPS la realiza en calidad de beneficiario cónyuge, así las cosas, prevalece la condición de cotizante sobre la de beneficiario".

Finalmente, la EPS a la que actualmente pertenence Castillo Fandiño realiza los trámites y envió un formulario para que este se pueda afiliar al régimen subsidiado a los correos electrónicos entregados por los familiares. "En caso de no hacer uso de la continuidad en la prestación de los servicios mediante el régimen subsidiado, el señor castillo quedaría desprotegido. Por lo tanto es indispensable el envío del formulario firmado, hasta tanto no soliciten el traslado de su afiliación a la EPS de su preferencia", señala la comunicación firmada por Fredy Alexánder Caicedo, director de operaciones comerciales de Famisanar.

En cuanto a la Unión Temporal Cantón Sur, este medio conoció que ya hay una comunicación firmada por el representante legal Armando Antonio Montes, informando el tiempo en el que el joven laboró en la empresa, anexando "las planillas de novedad de ingreso y retiro del cotizante dependiente para que pueda ser atendido en los servicios médicos".

Mientras se aclara el asunto, Astrid Fandiño se mueve de un lugar a otros llevando certificaciones a la EPS y la clínica y, aunque le informaron que el paciente será tratado como es debido mientras esté internado, le preocupa adquirir una deuda que le será impagable.

Enlace original:
http://www.elespectador.com/noticias/salud/el-error-de-una-eps-que-tiene-endeudado-un-paciente-con-leucemia-articulo-679855

Comentarios

No hay comentarios.